El gobierno federal presentó el Proyecto Nacional de Plantas Nativas, cuyo objetivo prioritario es promover el consumo de plantas  originarias de nuestro país como un referente de alimento saludable y nutricional para el mundo.

A veces pensamos que incorporar algunas plantas en nuestra alimentación es difícil, sobre todo, porque pensamos que no tenemos el hábito de consumirlas, sin embargo, sí hacemos una evaluación rápida veremos que de algún u otro modo a diario muchas de las semillas nativas de México forman parte de nuestras vidas. Además las plantas nativas representan un vínculo con nuestros pasado, ya que en tiempos  prehispánicos, las culturas tenían como base de su alimentación algunas plantas como el maíz.

Entre  las plantas nativas que el gobierno federal pretende promover son las siguientes:

Frijol

Qué tal unas ricas enfrijoladas, o bien, una rica crema de frijol, unos molletes o sopes. Seguramente has consumido esta semilla ya sea como platillo principal o como complemento de algún guisado

Los frijoles son las semillas contenidas en la vaina de la planta que pertenece al género phaseolus. Corresponden a la familia de las leguminosas, junto con la soya, el chícharo, la lenteja, el garbanzo, las habas y las alubias.

En el mundo se conocen alrededor de 150 especies, de las cuales 50 se encuentran en nuestro país. Los frijoles de este género son originarios de América, principalmente de Centroamérica.

Las variedades más consumidas en México son los frijoles negros, pintos, flor de mayo y de junio, peruanos y bayos, aunque varía por región, por ejemplo, en el norte hay una mayor demanda de pintos, en el occidente de claros, y en el centro y sur de negros.

Esta semilla es conocida en otras partes del mundo como judías, habichuelas, poroto, alubias, entre otros.

Maíz

Inmediatamente al oír esta palabra nos viene a la mente  la tortilla y pues de ahí se derivan una infinidad de platillos que varían de acuerdo a cada región.

México es considerado el centro de origen y diversificación del maíz  Su ancestro silvestre más directo, datan de hace cerca de 10,000 años.

Para los mexicanos, los saberes del maíz conllevan además aspectos religiosos, estéticos y de organización económica, política y social.

Actualmente existen más de 300 variedades derivadas de 64 razas de maíces nativos en el territorio mexicano. Millones de familias campesinas lo han producido ininterrumpidamente durante 350 generaciones, por lo que es considerado patrimonio bio-cultural de las y los mexicanos.

Chile

Lo primero que se piensa al mencionar comida mexicana es lo picante que es. Claro que no toda pica sin embargo, es bien reconocido el uso de chiles en la gastronomía del país que la hace picante. El chile es muy común en toda Mesoamérica pero ningún otro país tiene la diversidad que se puede encontrar en México. Según el Sistema Nacional de Recursos Fitogenéticos para la Alimentación y la Agricultura, hay 64 tipos de chile mexicano que crecen en las varias regiones del país y si contamos las criollas, ¡puede que lleguemos a 200

Nopal

El nopal es una planta que pertenece a la familia de las cactáceas. Su uso se remonta al periodo prehispánico. Y tiene distintos usos desde el gastronómico hasta el medicinal. Tiene propiedades medicinales y mucha fibra lo que le hace un alimento completo. Cómo no acordarse de los nopalitos asados en una parrillada o bien como ensalada o para un taco placero.

Amaranto

Es prodigiosa la forma en que puede consumirse su semilla, pues además de sus múltiples presentaciones en dulce, el amaranto ha incursionado ya en la elaboración de platillos típicos mexicanos, o también, ha venido a sustituir la harina de trigo en la elaboración de panes, pizzas, etc. inclusive se utiliza para empanizar carne, pollo o pescado, su uso es hasta donde la imaginación lo permita.

Tulyehualco, en Xochimilco es la capital del amaranto en México y como no consumir una buena alegría  o un buen licuado de amaranto.

Cacao

A pesar de que se afirma que el cacao es originario de México, no figura entre sus principales productos, pues sólo tres estados lo producen: Tabasco, Chiapas y Oaxaca.

De ellos, Tabasco es el principal productor y contribuye con 70% de la producción en el país.  La producción anual en México es de aproximadamente 50 mil toneladas.

Es una planta  muy conocida ya que con ella se hace el chocolate y en Tabasco se consume de diversas formas, sobre todo en bebidas.

Vainilla

La vainilla es originaria de Méjico y del norte de Centroamérica (Guatemala, Honduras). Se sabe que tanto los aztecas como los mayas ya se valían de la vaina de esta bella orquídea para aromatizar licores, e incluso el cacao, que se daba a beber a los nobles y a los guerreros –alimento de dioses–, mucho antes de la llegada de los europeos al continente. Actualmente se ocupa como saborizante para diversos platillos, sobre todo postres.

Flor de Noche Buena

Es el nombre que recibe en México una planta cuyo nombre científico es euphorbia pulcherrima, palabra que en latín significa ‘la más bella’. También se conoce como flor de Pascua, estrella federal y pastora.

La planta suele utilizarse con fines decorativos durante las fechas festivas relacionadas con la celebración de la Navidad y la Nochebuena.

Cempasúhitl

La flor de Cempasúchil es originaria de México, su nombre proviene del náhuatl “Cempohualxochitl” que significa “veinte flores” o “ varias flores”.

Nuestros antepasados asimilaban el color amarillo de la flor de cempasúchil con el sol, razón por la que la utilizaban en las ofrendas dedicadas en honor a sus muertos. La tradición marca hacer senderos con las flores de cempasúchil, desde el camino principal hasta el altar de la casa con la finalidad de guiar a las almas hacia los altares.

Quelites

La palabra quelite viene del vocablo náhuatl quilitl que significa verdura o planta tierna comestible y tiene su equivalente en varias lenguas (Basurto 2011, Linares y Aguirre 1992). Las partes utilizadas como quelites pueden ser la planta completa (sin la raíz), plántulas, ramas o retoños jóvenes, hojas tiernas, hojas sin nervaduras, pecíolos y tallos (Basurto et al. 1998). Los quelites son plantas de uso en la cocina tradicional que, en general, por desconocimiento son poco valoradas y utilizadas. Sin embargo, recientemente, constituyen el centro de las tendencias gastronómicas actuales para revivir las tradiciones culinarias.

En México se consumen más de 350 especies de quelites , entre losmás comunes se encuentran el pápalo, la verdolaga, quintonil, el romerito, el huauzontle, los alaches, el epazote), la chaya, la hoja santa y los chepiles  (Linares y Bye 2015).

Ya que conoces unas  las principales plantas nativas de México, te invitamos a que te vincules con productores de escala menor en los mercados locales, electrónicos y de comercio directo y busques estas opciones que además de baratas, en algunos casos son muy nutritivas.