Arte y CulturaNotas recientes

¡Cuidado con el tren de mulitas!

¿Qué tanto conoces las calles del centro de la ciudad de México?, ¿Te has dado cuenta que todavía existen en algunas vestigios de lo que fueron las rutas de tranvía que conectaban a las distintas colonias con el centro de la gran capital?. Por ejemplo, en Santa María la Ribera todavía hay algunos canales de las vías que llevaban a los tranvías del centro al norte de Azcapotzalco, ¿Los has visto?.

Te invitamos a hacer un viaje en el tiempo e imaginar la Ciudad de México a mediados del siglo XIX cuando se dio una gran explosión de rutas de tranvías, los cuales salían principalmente de la Plaza de la Constitución a los distintos puntos cardinales de la incipiente urbe.

El principal impulso ocurrió entre las décadas de 1830 a 1850, cuando se otorgaron distintas concesiones para líneas de tranvía, que entonces eran jalados por mulas. Entre las primeras se encuentran las rutas del Ferrocarril de Tacubaya, el cual se inauguró el primero de enero de 1958; previo, el 4 de julio de 1957 se inauguró la ruta entre la Ciudad y La Villa; y un año antes, 1956, se puso en marcha la ruta al pueblo de San Ángel.

Para 1890, la compañía de ferrocarriles contaba con 3000 mulas que tiraban los 600 tranvías de pasajeros. Posteriormente se compraron 55 locomotoras que darían vida a ese transporte.

En 1996 el Ayuntamiento de México autorizó el cambio de tracción de mulas a los modernos tranvías con sistemas eléctricos. Este modelo sobrevivió por más de un siglo, cambiando los distintos modelos.

La transformación de la Ciudad de México y la constante población fue rebasando la demanda de transporte para el sistema de tranvías, que durante los años 50 se amplío al sistema de trolebuses . El momento clave para su declive lo marco el año 1969 cuando se inauguró la línea 1 del metro y, posteriormente, la 2 que atraviesa la calzada de Tlalpan.

Poco a poco los tranvías fueron quedando en el pasado, aunque todavía sobrevive la línea del tren ligero que va de Tasqueña a Xochimilco.

Actualmente es posible conocer alguno de los históricos modelos de tranvías visitando el depósito de Tetepilco, ubicado en la avenida Municipio Libre, en la delegación Iztapalapa. Si quieres visitar este centro puedes hacerlo a través de la línea 2 del metro y bajarte en las estaciones portales o Ermita. También puedes llevar llegar por transporte de trolebús hasta este depósito de Tetepilco, circulando por el eje 7 Sur. ¡Que no se te vaya el tren!